Antes de irte de vacaciones no olvides…

Todos recordamos la famosa canción de los turrones en la que entre imágenes de lágrimas y reencuentros se cantaba aquello de vuelve a casa por Navidad. Durante estas fechas se producen muchos desplazamientos para ver a la familia o para pasar el fin de año en algún lugar diferente bien sea buscando fiesta o relax.

Pero también es una época en la que las carreteras y el tiempo guardan sus peores cartas: heladas, nieve y temporales. Por todo esto es muy importante tener en el coche una serie de cosas a mayores de las ya habituales en cualquier vehículo.

coche nevado

Prepárate para el frío

Si tu vehículo no tiene neumáticos de invierno no olvides llevar cadenas. No te confíes de comprarlas en destino o en el momento que sean necesarias ya que podrían estar agotadas. Asegúrate de llevarlas antes de salir.

Asegúrate de que tu rueda de repuesto está en perfectas condiciones ya que eso te puede evitar quedarte tirado en una carretera en mitad de una nevada mientras esperas a que te asista el seguro.

Lleva también una rasqueta para poder quitar el hielo de los cristales del coche y una botella de agua para ayudarte en el proceso. Por cierto, el agua es fundamental durante los viajes ya que si nos quedamos aislados por motivo del mal tiempo podemos aguantar sin comida, pero no podemos estar sin beber, sobre todo los niños y los ancianos. De todos modos tampoco está de más llevar alguna barrita energética para emergencias.

Tu teléfono con la batería a tope

Un teléfono móvil es básico para pedir ayuda en caso de tener algún problema en la carretera, pero si este no tiene batería no nos servirá de mucho. Antes de emprender el viaje asegúrate de que está bien cargado y si todavía eres de los de prepago mete suficiente saldo. Ten en la memoria los números de emergencias y del seguro.

Aunque lleves muchas maletas deja sitio para algunas mantas. En caso de retención por accidente o nieve no podremos tener el motor del coche en marcha durante demasiado tiempo y necesitaremos métodos alternativos para entrar en calor.

No esperes a que se encienda la luz de reserva antes de repostar. En viaje es importante tener suficiente combustible en el depósito, por lo que se recomienda no dejar que la aguja baje de la mitad antes de parar en la estación de servicio. Recuerda que es bueno pararse cada dos horas de viaje a estirar las piernas e hidratarse, así que puedes aprovechar para hacer ambas cosas.

Esta entrada fue publicada en Consejos. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.