Cómo homologar piezas y accesorios del coche para la ITV

Aunque la función principal de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) es la de detectar posibles fallos en el vehículo tipificados en el Manual de Inspección, no es la única. La ITV, siguiendo el Manual de Reformas, también se encarga de comprobar y aceptar los posibles cambios que se realizan en un coche concreto.

Esto quiere decir que, si recientemente has realizado cambios en tu vehículo o has añadido algún accesorio, tendrás que dejar constancia a la hora de acudir a la ITV. Presta atención a los siguientes apartados y descubre todo lo que necesitas saber para homologar las piezas y accesorios de tu coche en la Inspección Técnica de Vehículos sin ningún inconveniente, y según lo estipulado en el Real Decreto RD 866/2010.

Pasos para homologar accesorios en tu coche para la ITV

A continuación, te contamos los pasos que tienes que seguir para poder homologar las piezas y accesorios de tu coche en la ITV. ¡Sigue leyendo!

  • En primer lugar, lo que tienes que hacer es identificar la contraseña de homologación de la pieza que se encuentra en el documento que se conoce como ficha reducida (escrito mediante el cual una marca homologa un vehículo específico). Esta contraseña puede verse de diferentes formas dependiendo del tipo del vehículo. No obstante, la combinación más común es: e1*2001/116*0501*01, con el 2001/116 como referencia a la Directiva 2001/116/CE. En esta ficha reducida podrás consultar todas las características del vehículo (medidas, neumáticos, tubos nivel de emisiones…) tal y como salió de la fábrica.
  • Cuando hayas identificado esta contraseña de homologación, deberás comprobar si tu coche dispone de homologaciones previas. Esto es debido a que cuando los accesorios vienen de fábrica, es la propia marca la que se encarga de realizar la ficha técnica con estas piezas. En los casos en los que los accesorios no se encuentran incluidos (alerones, llantas, tubos de escape, etc.) en la ficha técnica de origen y el concesionario no los ha incluido en ella, es el propietario el que tiene que realizar la homologación en la ITV.
  • El tercer paso es pedir a la marca del vehículo el informe de conformidad. Te recordamos que, en la actualidad, es posible solicitarlo de forma telemática con la firma digital del encargado de homologaciones de la marca. En este informe de conformidad aparecerá el código de reforma que se ha aplicado y todos los campos de la ficha técnica que variarán respecto al original como, por ejemplo, las nueva altura o la nueva anchura del transporte. Hay supuestos en los que no se necesita de un proyecto técnico (documento necesario para la homologación de reformas de importancia), es el caso de la instalación de accesorios como separadores o muelles deportivos, entre otros.
  • Conseguir el certificado del taller será el siguiente paso. Con este documento, podrás avalar el montaje de los accesorios. No olvides que el certificado tiene que llevar el sello del taller y la firma del responsable para ser válido. En el hipotético caso de que tu mismo hayas realizado los accesorios, tendrás que ir igualmente a un taller con número de registro industrial y número de registro especial para poder obtener el certificado.
  • Por si te interesa: una de las tiendas recomendadas y líder en nuestro país es la especializada en accesorios para coches Audioledcar. En ella no tendrás ningún problema con los accesorios vendidos, pues cumplen con toda la normativa, aunque ante cualquier cambio lo más importante es que responderán a tus consultad. Del mismo modo también disponen de un portal especializado en alfombrillas de coche, donde podrás encontrar los mejores complementos para tu vehículo como si fueran las oficiales del concesionario pero a precios imbatibles.
  • Por último, tendrás que ir a la ITV con tu vehículo (coche, moto, ciclomotor), con la documentación (ficha técnica, permiso de circulación), el Informe de conformidad y el certificado del taller. Ten presente que para poder legalizar las reformas en la ITV tiene que acudir personalmente el titular del vehículo (o una persona autorizada por éste).

Pues bien, ahora que ya conoces todos los pasos a seguir, simplemente tienes que ponerlos en práctica y homologar tus piezas y accesorios. Finalmente te recordamos que si con el tiempo te cansas de los cambios realizados en tu coche y quieres volver a la versión original del vehículo, tendrás que pasar de nuevo por la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) y seguir todas las indicaciones mencionadas en este artículo.

Artículos relacionados
Esta entrada fue publicada en Homologaciones. Guarda el enlace permanente.