Operación salida, organízate con antelación

Como cada año con la llegada de las vacaciones aumentan extraordinariamente los desplazamientos por carretera en vehículos particulares. Vacaciones en la playa, desplazamientos a la segunda residencia o visitas al pueblo para ver a la familia. Las carreteras se llenan de coches y con esto aumenta significativamente el número de accidentes.

Está en mano de todos evitar en gran medida estos percances si tenemos cuidado y planificamos nuestras salidas con la suficiente antelación. Estamos de vacaciones, no podemos tomarnos el viaje como si fuésemos a fichar en la oficina y una hora arriba o abajo no va a suponer tanta diferencia. Es mejor llegar más tarde y en orden que no tener un problema por arañar minutos o llegar bien, pero con los niveles de estrés por las nubes.

Revisa tu coche

En estas fechas se junta que mucha gente que se va de vacaciones quiere revisar antes de salir su coche para comprobar que todo está en regla y que nada les va a amargar el viaje. Si tienen que pasar la inspección técnica del vehículo en las fechas en que están fuera en muchos casos ya la adelantarán para dejar todo hecho y no preocuparse de ser parados durante los desplazamientos.

Por otro lado los afortunados que aún disponen de paga extra aprovechan ésta para hacer frente a las revisiones obligatorias o recomendadas de sus coches y cambiar aceite y filtros con ese dinerito a mayores.

Si unimos esto a que muchos trabajadores de talleres también están de vacaciones en estas fechas y que algunos de estos establecimientos trabajan en horario de mañana durante estos meses estivales, tenemos que en algunos de estos negocios hay que esperar bastante para conseguir cita. Así pues pídela con antelación, sobre todo si tienes interés en que sea un taller en concreto el que realice la revisión de tu coche.

No regatees en la revisión

Tanto la inspección obligatoria de tu vehículo como los cambios de aceite, filtros y revisiones de frenos, suspensiones etc. son muy importantes para tu seguridad. No regatees en hacerlas o quizás acabes pasando parte de las vacaciones en un arcén mientras esperas por la grúa y termine saliéndote la broma cara.

Tener el coche en buenas condiciones no solo hará que su consumo sea el óptimo y su vida se alargue considerablemente, sino que también reducirá las posibilidades de accidentes y las carreteras serán un poco más seguras para ti y para el resto de los usuarios.

Esta entrada fue publicada en Consejos. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *