Tráfico lucha contra las carreteras convencionales

La mayor parte de mortalidad en accidentes de tráfico proyecta un siniestro contexto: las carreteras convencionales.

Si atendemos a la definición legal de carretera convencional:

Son carreteras convencionales las que no reúnen las características propias de las autopistas, autovías y vías rápidas.

Es decir nos encontramos ante un tipo de vías en donde la seguridad es menos sensible a la hora de circular por ellas y la comodidad es menor, son llamadas también carreteras secundarias ya que su utilización es menor que por el otro tipo de vías anteriormente citadas en la definición.


Acumulan el mayor índice de catástrofes al volante, aglutinando un 78% total de las muertes, siendo un porcentaje excesivo si atendemos a la densidad de tráfico que soportan.

Por ello la DGT ha puesto en marcha un dispositivo de vigilancia y control sobre estas vías, intentando corregir posibles infracciones que se observen actuando de manera sancionadora y a la vez  impartiendo concienciación sobre la peligrosidad que conllevan estas carreteras.

Dos puntos que se subrayaran de manera mayúscula serán lo relativo a los adelantamientos indebidos que suponen un alto porcentaje de siniestralidad, debido a las condiciones que se dan en estas vías posibilitando colisiones frontales de resultado trágico; el otro punto negro a tener en cuenta en las carreteras secundarias es el elevado número de atropellos a peatones; dato que con la suficiente prudencia debería disminuir progresivamente.

Durante una semana, hasta el 23 de Octubre esta campaña luchará a favor de la concienciación y la sensatez del uso de las carreteras convencionales atendiendo a su particular morfología. Tráfico se apoyará de cuñas publicitarias en los medios  de comunicación para  proyectar una firme sensibilización al público.

La Dirección General de Tráfico esta realizando un activo trabajo a favor de la disminución de las muertes en carretera, pero la última palabra la tenemos los conductores abogando a nuestra responsabilidad sin ella el trabajo de las autoridades pertinentes no será eficiente ni generará resultados positivos que den muestra que el objetivo final, deseado por todos, sea realidad.

Esta entrada fue publicada en Consejos, Noticias y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *