Permiso de Circulación e ITV: Qué debes saber

Siempre que nos subamos al coche debemos llevar el carnet de conducir, además de toda la documentación del vehículo. Uno de los documentos que no pueden faltar es el permiso de circulación, que desde hace unos años es idéntico en los 28 países de la Unión Europea. No solo los turismos o motos cuentan con él, también los vehículos agrícolas o los de obras y servicios deben llevarlo, y lo emite la DGT. Aparte del permiso de circulación no puede faltar la tarjeta de la ITV.

Qué es el permiso de circulación

El permiso de circulación es un librito de color verde, de cuatro páginas, en el que aparecen los datos del titular del vehículo y del vehículo. Entre la información que aparece tenemos la matrícula, marca, tipo, variante o versión, servicio, masa máxima, periodo de validez de la matriculación si esta no es ilimitada, fecha de matriculación, fecha y lugar de expedición, cilindrada, el número de plazas -incluso de plazas de pie, si es necesario- y, en el caso de las motocicletas, la relación entre potencia y peso.

A todos estos datos se suman, desde enero de 2015, el kilometraje del vehículo y la vigencia de la ITV -para coches nuevos se omite el kilometraje-. En el caso de los vehículos usados procedentes de un país extranjero solo se incorporará esta información al permiso de circulación cuando conste en la documentación original del vehículo. Esta información aparece reflejada en los permisos de circulación de nuevas matriculaciones, cambios de titular, transferencias o duplicados.

Pero no solo necesitarás el permiso de circulación cuando conduzcas, también es un requisito indispensable a la hora de contratar el seguro obligatorio con cualquier aseguradora, ya sea seguro de coche o de moto. De esta manera, la aseguradora comprueba que vas a contratar un seguro para un vehículo que puede circular. Además, tiene información sobre aspectos del vehículo como el uso, la cilindrada o potencia, etc. que pueden hacer subir o bajar el precio final del seguro.

Una de las preguntas que se hacen muchos conductores es si pueden dejar en casa el permiso de circulación y llevar una fotocopia en el coche. En principio es obligatorio llevar el original de todos los documentos, lo que descartaría las fotocopias, pero puedes circular con una fotocopia compulsada del permiso de circulación. Es muy importante recalcar lo de compulsada, ya que sin la compulsa es como si circulases sin permiso de circulación y te expondrás a una multa. El mismo argumento nos sirve para el permiso de conducir del conductor o la tarjeta ITV.

Vigencia de los permisos de circulación

El permiso B, el más común, posee un período de vigencia de 10 años hasta que su titular cumple los 65 años. A partir de esta edad, la vigencia pasa a ser de 5 años.

En cambio, los permisos de las clases BTP, C1, C1 + E, C, C + E, D1, D1 + E, D y D + E
tienen 5 años de validez mientras su titular no cumpla los 65. A partir de esa edad, el período de vigencia pasa a ser de 3 años.

También puedes circular con un permiso de circulación provisional, que Tráfico expide para vehículos que no se han matriculado de forma definitiva o cuya matriculación podría retrasarse.

Permiso de Circulación de España

Permiso de Circulación de España

Cómo solicitar un duplicado del permiso de circulación

Entre las razones para llevar las fotocopias están el temor a la pérdida del permiso. Si quieres saber qué hacer si se pierde el permiso de circulación, tendrás que solicitar un duplicado en la Jefatura Provincial de Tráfico más cercana. Pero antes de acudir a Tráfico recuerda solicitar cita previa DGT para no tener que esperar y ahorrar tiempo. Para ir más rápido puedes llevar la solicitud rellenada de casa en el impreso oficial, que se puede descargar desde la propia página web de la DGT.

Junto a la solicitud debes presentar el DNI del titular del vehículo (o la tarjeta de identificación fiscal si está a nombre de una persona jurídica) y el permiso de circulación del vehículo. Como es lógico, en caso de pérdida o robo este último documento no podrás llevarlo. En el caso de los duplucados por robo, pérdida o deterioro tendrás que pagar una tasa de 20€, la misma cantidad que nos pedirán cuando se trata de una renovación por cambio de datos o reformas. Recuerda que en Tráfico solo podrás pagar con tarjeta.

Además de pagar la tasa, si vas a renovar el permiso de circulación porque han cambiado los datos debes presentar el DNI o tarjeta de identificación fiscal con los datos ya modificados. Si pides el duplicado por un cambio por reformas también tendrás que presentar la ficha técnica en la que conste la reforma a la que has sometido al vehículo. El único trámite gratuito es la renovación por cambio de domicilio, para lo que deberás justificar el cambio de domicilio mediante el DNI o un certificado de empadronamiento.

Uno de los casos menos habituales es que tengas que recuperar el permiso de circulación en Tráfico si te lo han retirado por no superar la ITV o porque te han sorprendido circulando con un vehículo que no ha pasado la inspección técnica. Además de solicitar cita previa a Tráfico tendrás que acudir con el boletín de denuncia y el original de la ficha técnica con la ITV ya en vigor. No olvides que si te retiran el permiso de circulación tendrás que trasladar en grúa el vehículo de la ITV o el lugar donde lo inmovilizaron al taller y luego de nuevo a la estación ITV.

Esta entrada fue publicada en Beneficios de la ITV, En profundidad y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *